Muchas veces uno se encuentra con perrit@s que vagan por la calle y se puede apreciar claramente que están perdidos pues su actitud es totalmente diferente a la de los perritos que viven, lamenteblemente, en situación de calle. Sin embargo, lo peor del asunto es que la gran mayoría de veces, estos animalitos no tienen nada que los identifique ni que permita identificar a sus dueños.

Es necesario que, a pesar que nuestr@s perrit@s no salgan nunca a la calle o que estén acostumbrados a esta "al lado de uno", nos tomemos el tiempo para colocar en ellos una identificación legible en sus collares. Los accidentes pueden ocurrir en cualquier momento y un perrit@ casero por lo general no sabe manejarse en la calle sin su dueño. Un número telefónico puede ser la dierencia entre morir en la calle o reencontrarse con su dueño. Otra forma de identificación son el chip, aunque lamentablemente al no estar aún masificado en la gran mayoría de las clínicas veterinarias, ofrece por ahora una ayuda limitada.

Recuerda entonces identificar bien a tu mascota sobretodo ahora que en las vacaciones muchos de ellos también aprovechan para salir a pasear.